">

| iRock WebZine

Conciertos Rock & Metal

Nota: Freddy Véliz     Fotos: Cristián Carrasco

Steve Hogarth, H NATURAL TOUR, Teatro Nescafé de las Artes, 8 de julio 2019

Si hace prácticamente una semana atrás, nos deslumbramos con el fundador de Marillion, Steve Rothery y su feeling en la guitarra, ayer lunes 8 de julio, Hogarth, el otro Steve de la banda británica, congregó una buena cantidad de fanáticos en el teatro Nescafé de las Artes, para mostrarnos su apreciado e íntimo concierto H Natural, una instancia que nació hace más de una década y que nos muestra  a un Hogarth sentado al piano y entregando sentimientos a raudales.

Los fans más acérrimos de Marillion, algún indicio tenían sobre el significado de esta presentación de Steve, pero vivirla en directo es algo totalmente distinto, y si bien el comienzo fue un tanto lento, puesto que el cantante se alarga con una conversación, que para el público no dominante  del inglés puede ser un tanto tediosa, de alguna forma es necesaria para insertarse en el sentido de este encuentro. Hogarth bromea por su poco dominio del español, intercambia palabras con el público de distintos sectores del teatro, fanáticos que no pierden el tiempo aprovechando de extenderle alguna broma o simplemente hacerle preguntas, que responde como si estuviésemos en el living de su casa, mientras sostiene una copa que bebe con intermitencia y al mismo tiempo va distendiendo el ambiente, explicando un poco de que se trata esta cita, proponiendo vivir un momento único juntos.

Sabemos que esto nació en una primera instancia, como una idea  de reunir dinero para efectos de problemas económicos que Hogarth vivió en algún momento, pero que con el tiempo se fue transformando en algo que realmente disfrutaba con el público, y pasó a convertirse en una tradición, en momentos en que la banda se toma  un descanso. Y realmente lo que pudimos experimentar con el frontman inglés, fue una velada en que se entrega en lo más intrínseco de su persona.

Luego de su extensa plática, nos introduce a la música con “The Hollow Man”, esa maravilla que forma parte de ‘Brave’,  una de las obras más elogiadas de su etapa en Marillion. Hogarth se da la libertad de adaptar las canciones para este formato, él mismo ha confesado no ser un gran pianista, y logra sortear sus dificultades, apoyado en lo mejor que tiene, la capacidad para transmitir desde su voz. Eso termina dejando al instrumento en segundo plano, solo como un acompañamiento que ayuda a crear atmósferas y definir armonías en cada pieza que va escogiendo de forma improvisada, sí, porque ninguna presentación de Hogarth solista es igual a la otra, él va escogiendo las canciones en el momento, según le parezca o lo que el público solicite.

Clásicos como “Instant Karma” de John Lennon o “Karma Police” de Radiohead, toman un cariz personal en la voz de Hogarth, se las apropia y logra remover nuestras emociones, también hace lo suyo con las canciones de Marillion. “Easter”, “Ocean Clouds”, “Fantastic Place”, son celebradas por el público, en versiones libres y profundas, que el cantante se da licencias para interrumpirlas deliberadamente para continuar conversando o seguir con la próxima.  En el transcurso del concierto, alguien grita “Beautiful” desde la platea, y Hogarth simplemente comienza a tocar las primeras notas en el piano de esa increíble obra, para invadir el Nescafé de emotividad absoluta. “House” suena diametralmente distinta y a su antojo, no así “Cage” de su álbum solista ‘Ice Cream Genius’ de 1997, con la que se apoya en una base electrónica manteniéndose la tónica de la original. La manera en que aborda las canciones de forma improvisada y libre es clara inspiración de lo que realiza Bob Dylan con sus canciones, un músico pilar dentro de las influencias de Steve Hogarth, a quien rinde tributo hacia el final con una versión del clásico “Like a Rolling Stones”, antes de despedirse con una inspirada versión de “When I Meet God”.

Una jornada donde la música en su estado más orgánico se hizo presente, a través de la voz de uno de los cantantes más conmovedores de la escena progresiva mundial, un músico que logra llegar al corazón de sus fans desde su humilde forma de presentarse ante el público, creando una relación cercana y Natural, tal como promueve su tour, demostrándonos que las canciones pueden tomar caminos propios, y que un concierto puede ser un respiro para el alma, una mirada hacia nuestro interior, un momento de sanación.

Comparte esta noticia
20

Comentarios

Comentarios

.
---

Comments are closed.