Connect with us

Internacional

Sigur Rós, los resplandecientes caminos de la creación musical

Por Freddy Véliz O.

Cuando una banda tan particular como los islandeses Sigur Rós irrumpe en el mundo, provoca reacciones diversas en el oyente, su música, de difícil encasillamiento, despierta emociones y literalmente es un vuelo por distintos estados anímicos. Sus etéreas atmósferas terminan siendo una experiencia onírica, donde confluye un acabado trabajo de sonido, búsqueda instrumental, y una fascinación por componer desde el corazón, tal cual lo plantean sus músicos. Ellos en varias ocasiones han aclarado que no pretenden crear para un determinado público, ni buscando pretenciosamente generar alguna emoción especial en sus seguidores. Para ellos el arte nace sin un objetivo que vaya más allá de la satisfacción personal, ahora si esta logra llegar a un público específico, es porque la música natural e instintivamente logra esa conexión.

Si la música de Sigur Rós en sí, ya cuenta con la dificultad de su alejamiento de parámetros “tradicionales” de una canción, la complejidad se duplica por el uso de su lengua madre (Islandés), y que a nosotros nos dificulta traducir a  la perfección, y esta se triplica cuando Jónsi (voz líder y guitarrista) agrega el Vonlenska como lenguaje principal o incluido en algunos pasajes. Lengua creada por él mismo para utilizar la voz de manera que sirva como un instrumento más en sus experimentales creaciones. En el tercer álbum de la banda titulado ‘()’, todo los temas donde se incluyen voces, fueron grabadas en ese lenguaje, el que también ha sido bautizado como hopelandish, para acercarlo al mundo anglo. No es algo tan disparatado el hecho de crear nuevos lenguajes en la música, desde épocas primitivas hasta recursos como el scat usados en el jazz, donde la voz juega un papel puramente instrumental, aportando distintos colores y armonías a la música. Sigur Rós adopta ese recurso y funciona de manera tal, que al adentrarnos en esas creaciones, nos sumergimos en mundos arcanos, que pueden venir de las más profundas raíces nórdicas. Eso genera un misterioso halo en esta propuesta no exenta de una belleza pura y especial.

Jónsi ha declarado que no gusta de las etiquetas, insta a la gente a no buscarle un nombre a lo que ellos hacen, porque no tiene sentido, puesto que nunca han pensado en pertenecer a un determinado estilo. El minimalismo, los efectos shoegaze o lo etéreo de sus composiciones, muchas veces, la prensa musical lo asocia con el post-rock de los noventa, metiéndolos en el mismo saco de bandas como los escoceses  Mogwai o los canadienses  Godspeed You! Black Emperor, y para el líder de Sigur Rós, eso está muy alejado de lo que ellos realizan, ni siquiera acepta reconocer influencia alguna de un banda o artista determinado. Lo de ellos solo nace y crece en el tiempo, incluso en vivo, transforman las obras originales, y dejan que los sonidos fluyan naturalmente, sin necesidad de que estos sean fieles a los registros de estudio.

Con todas esas características, Sigur Rós ha llegado a traspasar fronteras y encumbrarse en un sitial que solo su compatriota Björk había logrado, aunque aún queda camino para alcanzar la popularidad de la ex Sugarcubes, pero sin dudas, el reconocimiento de los medios internacionales y un público que se mantiene atento a cada movimiento de la banda, los tiene muy bien posicionados, sin ser comercialmente atractivos para la industria.

Sigur Rós es una banda que trabaja su propuesta de manera integral, desde lo musical a lo visual, su catálogo de video clips es contundente, con trabajos de gran factura, dirigidos por experimentados profesionales de lo audiovisual como el canadiense Dean DeBlois dirigiendo el documental Heima, Christian Larson (Valtari), Floria Sigismondi ( Leaning Towards Solace), etc. Desde la belleza a lo oscuro y misterioso, desde lo luminoso a lo melancólico, desde la naturaleza exterior a los sentimientos interiores, Sigur Rós es eso y más, expandiéndose infinitamente a otras formas de sentir la música, una que no necesita de mayores cuestionamientos, más que dejarse envolver y maravillarse con lo que esta puede lograr en cada uno de nosotros.

Este 24 de noviembre tenemos la oportunidad de vivir la experiencia única del sonido de Sigur Rós, en Movistar Arena, un evento al que no puedes faltar.

 

 

Written By

Esta noticia fue publicada por el área editorial de iRock.CL

Destacado

Chaicura estrena video: “Neykunungepe”

Chile

[CD Review] Hijos de Algo – “Chile Diablo” (2020)

CD Review Nacional

Frank´s White Canvas hablaron de todo en el Cap.2 de #RockXFiles

Chile

Criss Barrél presenta su nuevo single

Chile

Advertisement
Connect
Suscríbete a #iRockCL