Connect with us

Chile

Tocar, tocar y tocar: 60 años de Los Jaivas en Movistar Arena

Una celebración a casa llena cargada de emociones.

Nota: Freddy Véliz

Los Jaivas, la longeva banda nacional, cumplió este 15 de agosto, 60 años subiéndose a los escenarios. Seis décadas de una exquisita historia, llena de experiencias, alegrías, tristezas, viajes y música, mucha música. Construyeron un estilo propio a partir de la inquietud de crear, improvisar e investigar. Actualmente los viñamarinos son más que un conjunto musical, se convirtieron en un patrimonio vivo de nuestra cultura, en la banda más importante y trascendente de nuestro país, de eso no cabe ningún cuestionamiento. Ellos lograron cruzar fronteras generacionales, y llegar al corazón de todos los chilenos, sin diferencias políticas, socioeconómicas, religiosas o musicales. Los Jaivas en su música se han abanderado justamente con la unión de los pueblos, el respeto al ser humano, las raíces culturales y el amor por la tierra. Claramente los objetivos se han cumplido desde la esencia de sus obras.

Artistas con todos los pergaminos enumerados anteriormente, merecen todas las celebraciones y reconocimientos de Chile, y así se demostró en dos Movistar Arena repletos de seguidores que llegaron a cantarle el ‘Cumpleaños Feliz’ a Los Jaivas, y ellos nos tenían preparada una fiesta llena de color, historias y emociones.

En iRock tuvimos la oportunidad de estar presentes en su segunda presentación, agendada este pasado jueves 17 de agosto. Pocos minutos antes de cumplirse las 21:00 horas, el conjunto hace su aparición en medio de una gran ovación, que se fue fusionando con la partida de “La vida mágica ¡ay si!” , y tal como reza parte de su letra: “Tocar, tocar y tocar” es lo que ha definido una carrera tan prolífica en obras de musicalidades infinitas, inspiraciones mágicas que da la vida, y así nos lo da a entender su bajista fundador Mario Mutis, al relatar como crearon “Aconcagua”, otro de los grandes clásicos que nos ofrecieran y que fue coreada por los miles de asistentes al recinto emplazado en el Parque O’Higgins.

Una celebración especial, merece un concierto especial, y así fue pensada una presentación, donde en cada espacio que da canción tras canción, se aprovechó para relatarnos lo importante que significa para cada uno de sus miembros, ser parte de la familia Jaiva. También hubo invitados especiales como Pancho Sazo y Tilo González, de esa otra institución musical chilena llamada Congreso , coterráneos de Los Jaivas y que han recorrido un camino paralelo en la historia musical de nuestro país, confluyendo en el rescate de nuestro universo cultural. Junto a ellos interpretaron ese himno de Gitano Rodríguez, titulado “Valparaíso”. También estuvo presente sobre el escenario el arpista Salvador Pizarro, quien conmueve en la parte final, de la apoteósica y progresiva “Tarka y Ocarina”.

Uno de los instantes más emotivos se dio con la aparición de Eduardo Parra, tecladista y letrista fundador, que debió retirarse de los escenarios hace más de una década debido a problemas de salud. Nos introduce en un relato de anécdotas vividas por la banda en su paso por Europa, y se integra al conjunto para ofrecernos una sobrecogedora versión de “La Conquistada”, con el público en llamas cantando un verdadero emblema de la agrupación nacional.

No podía faltar el homenaje a Violeta Parra con la excelsa versión de “Arauco tiene una pena” o “Pregón para Iluminarse” acompañada por un público extasiado que cantó e hizo sonar sus palmas minuto a minuto.

Otro de los grandes momentos de la jornada, es la invitación para que Aurora Alquinta (hija del recordado Eduardo “Gato” Alquinta), arribara directamente desde Francia para interpretar con la profundidad de su voz, el clásico “Canción del Sur”, (la cantante incluyó una personal versión de este mismo tema en su álbum En el Sur Mestizo). Posteriormente la banda se retira del escenario, para dar paso a un pasaje sublime que nos introduciría en “La Poderosa Muerte”, una de esas obras sin igual y obligada en el repertorio progresivo de Los Jaivas. Una máscara de diablada proyectada en las pantallas dispuestas en el fondo llenó de color el ambiente, y la figura de un cóndor sobrevolando los pasillos entre el público aportó una atmósfera de misticismo y conexión con nuestra naturaleza.

Juanita Parra, recuerda a su padre y nos convoca a disfrutar de ese monumento progresivo y de fusión latinoamericana llamado “Corre que te pillo”, con la baterista desplegando su talento, inequívoca herencia de su padre, que estuvo presente en las pantallas con guiños a la memorable presentación de Los Jaivas en el Festival de Viña del Mar de 1983. Los vítores de la audiencia no se hicieron esperar en otro de esos momentos que nos sumen en una emoción y nostalgia que anuda las gargantas.

Más de tres horas de un recorrido por gran parte del legado incalculable de Los Jaivas, no podía dejar fuera cortes como “Hijos de la tierra”, “Sube a nacer conmigo hermano” o “Mambo de Machaguay”, que instó al público a dejar los asientos y bailar al son de esta pieza de origen peruano, para irnos al bis, que estuvo marcado por la presencia de Patricio Castillo, fundador de Quilapayún, y que participó en la creación y grabación original de “Mira Niñita” y “Todos Juntos” y también de Marina Mutis, hija de Mario, con su proyecto de percusión corporal Kumbá, quienes respectivamente se unen a estos verdaderos himnos del conjunto, dando término a este festivo encuentro con Los Jaivas, que apagaron velas abrazados y unidos como ha sido la tónica de una historia de vida y música, de amor por nuestra cultura y de ejemplos de hermandad. 

Los Jaivas, a pesar de que su obra no ha sabido de nuevas creaciones por más de dos décadas, han abordado su carrera como una forma de mantener vivo el legado, a través de sus fundadores activos y los integrantes que se fueron sumando, cada uno con un especial vínculo con esta familia que creció en comunidad, e hicieron de la música su forma de enfrentar el mundo, y nos han heredado una obra única a nivel mundial, y que seguirá viva en cada generación, y arraigado a lo más profundo de nuestro universo cultural. Si hoy son sesenta años, nos preparamos para los setenta y más.

Fotos: @crisrock_photography

Written By

Noticia publicada por el área editorial.

Destacado

Wind Rose: Fiesta en Moria

Conciertos

Mind Collapse presenta su nuevo single ‘Pánico’

Chile

 Makiabella ha compartido “Sembrando Nubes”, segundo single de este 2024

Chile

13 de julio: Día mundial del Rock ¿Y por qué se celebra? Aquí te lo contamos

Rock

Advertisement

Connect
Suscríbete a #iRockCL