Connect with us

CD Review Nacional

[CD Review]  Sobernot – “Destroy” (2022)

Artista: Sobernot
Álbum: Destroy
Año: 2022
Sello: Independiente

Por Freddy Véliz

Los chilenos Sobernot, son una agrupación que se ha caracterizado por trabajar intensamente para lograr sus objetivos. Su carrera iniciada el 2015, ha ido in crescendo, convirtiéndolos en una de las agrupaciones más destacadas actualmente en el Groove metal nacional, con presentaciones en vivo demoledoras, donde prima el buen sonido y una puesta en escena pensada para que tus sesos se revuelvan bajo el cráneo a punta de feroces headbanging. El 2018 lanzan su primer largaduración, titulado ‘Silent Conspiracy’, un disco que los llenó de elogios por parte de sus seguidores y la prensa especializada.

Ahora el conjunto logra luego de grandes esfuerzos, entregarnos su segunda placa, esta se titula “Destroy”, y tal como su nombre lo dice, es una invitación a sentir que lo destruyen todo en su camino. El álbum fue grabado en Estudios Gabelo y Prestafuego Studio, co producido por Franco Gabelo y Pablo La Ronde (guitarrista de la banda), y masterizado en Fascination Street Studios de Suecia, por el destacado ingeniero Tony Lindgren ( Opeth, Kreator, Leprous, Sepultura, Soilwork, etc.), es decir, la banda arremetió en grande, apoyados por un crowdfunding para palear lo que significa invertir en una producción de nivel internacional, que incluye además un trabajo de arte de portada a cargo del ilustrador inglés Sandeev Reehal (Shindy Design).

Conformados actualmente por César “Vaigor” Vigouroux en voz; Pablo “Chespi” La Ronde en guitarra; Joaquín “Yakls” Quezada en bajo y Piero “Pyro” Ramírez en batería, el cuarteto nos promete un aniquilamiento sonoro con esta nueva placa, que si bien mantiene el sello groovero de su primer disco, este amplía sus horizontes para presentarnos un cruce lleno de intensidad por distintas fauces del metal.

Una batería atronadora nos recibe de entrada, como forma de presentación oficial de Piero en la batería, quien debuta en el estudio junto a la banda. ¿Recuerdan cuando Nicko Mc Brain debutó con Iron Maiden en Piece of Mind, y su carta de presentación fue la intro de Where Eagles Dare apenas iniciado el álbum?, bueno, guardando las proporciones con la legendaria doncella, lo primero que se me vino a la memoria fue el certero golpe que recibimos con aquel clásico, una sensación parecida es la provocada por Pyro con su fenomenal recibimiento para llevarnos a un compendio de lo que se viene en general con el álbum. “No Mercy”, es el título de este primer track, y literalmente nos voltean sin piedad con un corte donde el groove se escabulle entre veloces riffs a lo vieja escuela. César desgarra garganta con su voz que se mueve entre agudos punzantes y una impronta que pocas veces vemos en vocalistas nacionales.

Rápidamente proseguimos con “Smoke Masters (Gimme my money back)”, tema que ya nos habían adelantado como segundo single. Personalmente lo asocio (sin entrar en comparaciones) a una cruza entre el Anthrax de John Bush y Testament como para darse una idea hacia donde apuntar la imaginación si no lo has escuchado. Vaigor expone los recursos vocales que posee bajando y elevando tonos, guiándose por surcos melódicos, con una base portentosa a cargo de líneas de bajo preponderantes por parte de Yakls asociado a Piero con una precisión de relojero. Por su parte la creatividad de La Ronde en los riffs completa un círculo perfecto, que se va repitiendo mientras avanzamos en el álbum, que confluye en una tónica devastadora, tornándose en un placentero devenir de estructuras jugadas, sin desmarcarse de ciertos convencionalismos metaleros, se atreven a buscar profundidad a través de diversas texturas en los arreglos. “Death by Cunnilingus” te envuelve en una catarsis sincopada hacia un final sangriento. Desembocamos luego en “Tyrant Machine”, un corte que seguramente en vivo funcionará  como un aliciente para un mosh pit devastador, cambios de ritmo clásicos en el género, trabajados magistralmente por el conjunto, que demuestra dominio técnico implacable para elaborar lo que se les antoje, llegando incluso a introducir elementos del rock progresivo clásico, haciendo un claro guiño a Steve Howe por parte de Pablo La Ronde en la introducción de “Across the Toxic Dew”, un corte que baja las revoluciones dando un respiro ante el primer tornado thrashero, pensado quizás como el punto que marca un giro hacia lo más extremo, sin restarle el groove característico de Sobernot, como es el caso de “I Recommend Amputation” que va en progresión hacia un final desgarrador con César aplicando furiosos growls, para entrar a “Servants of the Yellow King”, primer single adelanto, que nos tomó por sorpresa con una propuesta de intenso metal con claras influencias progresivas. 

“The Second Coming” aparece como una señal demoledora y brutal hacia donde se dirige la última parte del álbum, canción que la agrupación revive de su ep Aurt (2015). La fusión de elementos del Groove y Death metal eleva a la banda como dueños de una innovadora forma de visualizar su música, empujándola hacia distintas direcciones con gran acierto, mucha responsabilidad recae en la forma de encarar por parte de Vigouroux vocalmente estas variantes, su registro ha madurado notoriamente desde el primer Lp, y en conjunto han ido conformando composiciones macizas, con arreglos que encajan sin dejar nada al azar. Cada minuto se escucha bien entrelazado, y no sobra ni el cover que incluyen de “Killer Winter”, original de la banda rancagüina de death metal Psicosis, encajando perfecto dentro del disco, que para concluir nos da el tiro de gracia con el tema epónimo “Destroy”, que funde nuevamente variedad de elementos que explotan con Pyro desbordado en la batería, construyendo métricas que van a destiempo con los oscuros riffs de La Ronde, para invitarnos a un inquietante final.

Un disco que a la primera escucha, y más aún al darle varias vueltas, concluimos en que todo el esfuerzo invertido de creatividad, tiempo y dinero, en una época compleja para el mundo, valió infinitamente la pena. Poseedor de características propias que los amantes del metal buscan en una banda del género, probablemente podemos pensar que no han inventado nada, y que muchos pasajes nos hacen reconocer influencias obvias, y estaremos en lo cierto. Pero no es fácil lo que logra Sobernot, porque consiguen nutrirse de sus influencias, y reunir los ingredientes necesarios para sacar a la luz una obra bien armada, identificarse con el género, dominar técnicamente cada detalle, sea musical como desde la producción, conformar una banda donde cada uno de sus miembros aporta significativamente con sus respectivos talentos, asumir riesgos, y tener claros sus objetivos. Destroy puede ser la puerta abierta hacia más allá de las fronteras de nuestro país, méritos tiene en abundancia.

Written By

Esta noticia fue publicada por el área editorial de iRock.CL

Destacado

Arturo Sandoval: Más allá del jazz

Conciertos

El rock se tomará los colegios nuevamente

Chile

Los argentinos de Sueño Inmoral estrenan su nuevo sencillo

Indie / Pop

Anorexia Isan estrenan Videoclip animado, “Leave Me Out”

Internacional

Advertisement

Connect
Suscríbete a #iRockCL